Los perros ¿sienten amor?

Está claro que todos los que pertenecemos a la Comunidad Super Cachorros amamos a nuestros perros y podemos asegurar que ellos nos aman a nosotros. Pero, ¿realmente un perro siente amor o es sólo nuestra interpretación?

Cientí­ficamente está comprobado que todos los mamí­feros, incluidos perros y humanos, tenemos un centro de placer en el cerebro que es estimulado por sustancias como la dopamina, la oxitocina, la serotonina; sustancias responsables de hacernos sentir bien. Por otro lado, los estudiosos del comportamiento aseguran que los animales que son sociables necesitan entender a sus congéneres para poder comunicarse y establecer ví­nculos, lo cual es una señal muy clara de que definitivamente tienen emociones.

Aún teniendo toda la evidencia en diversos ramos, la ciencia mantiene el tema como “controversial e indefinido”, porque establecer que los animales sienten de la misma manera en que nosotros lo hacemos implicarí­a un cambio de visión y un enfoque completamente distinto de nuestra posición como “lí­deres del reino animal”.

El concepto del amor como nosotros lo entendemos es bastante complejo, pero llevado a la forma simple y aterrizando el tema como un “vínculo afectivo”, los perros SÍ generan vínculos afectivos y lazos importantísimos con su familia. Son mamíferos sociales y dentro de sus principales necesidades está el poder satisfacer ese contacto social.

También sabemos que compartimos el sistema límbico del cerebro con todos los mamíferos y, en general, es prácticamente igual, por lo que compartimos las mismas emociones. Es decir, que los perros también sienten miedo, ansiedad, disgusto, placer, etc.

Cuando nosotros “sentimos” amor, es por el resultado de un cúmulo de sustancias químicas y cambios fisiológicos. Hay muchos estudios que han demostrado que cuando un perro ve a su dueño (una persona con la que tiene un vínculo afectivo sano y fuerte) tiene cambios fisiológicos muy similares a los nuestros, en donde la producción de hormonas como la oxitocina, entre otras, está presente. En la rama de estudios de la etología canina moderna y el comportamiento, no hay mucha duda al respecto.

Independientemente de todo lo anterior, la mayoría de las personas que compartimos la vida con un perro podemos asegurar que los perros aman y sienten amor, y su capacidad de entrega es muy superior a la de la mayorí­a de las personas. Si nos preguntaran ¿cuáles son las principales cualidades de un perro?, seguramente encontrarí­amos:

  • afecto incondicional
  • perdón
  • lealtad
  • disposición absoluta
  • ternura
  • alegrí­a
  • no existe egoí­smo en ellos

Si tomamos todos los puntos de la lista anterior y los licuamos, tendrí­amos una deliciosa malteada ni más ni menos que de ¡AMOR! Y quizá esa sea la razón por la cual Jeffrey Moussaieff, autor del libro “Los perros nunca mienten sobre el amor”, escribió en dicha publicación: “Los perros SON amor“. Entonces la pregunta no es si los perros sienten amor, el misterio radica en cómo logran tener esa enorme capacidad de amar. Aún los perros maltratados o abandonados siempre guardan espacio para la esperanza, la esperanza de recibir un poco de afecto por parte de los humanos.

Gracias a todos nuestros Super Cachorros por recordarnos todos los días que lo más importante en la vida es aprender a amar y ser amados.

“Qué increí­blemente hermoso que haya estrellas en el universo y perros en la tierra.” Reflexión de un Super Dueño


Si te gustó este artí­culo, te gustará leer
“Tus emociones y tu Super Cachorro”

 

Powered by Facebook Comments

Te recomendamos: