Mi perro tiene una bolita

A lo largo de la vida puede suceder que aparezcan “bolitas” en el cuerpo de nuestros Super Cachorros. Pero ¿por qué? ¿Qué son? ¿Debes preocuparte? La respuesta es ¡Sí!
Una bolita que aparece en el interior del cuerpo o en el exterior, pueden resultar algo tan simple como una inyección mal aplicada, liquido inflamatorio secuestrado, un ganglio inflamado, hasta algo muy serio como un tumor o cáncer.

¿Qué es lo que debo hacer?

En cuanto notes que tu Super Cachorro tiene una bolita extraña, debes acudir inmediatamente al veterinario. Solo el sabrá de que manera actuar. A través de la palpación, el médico podrá decirte si se trata de algo simple, o si es necesario hacer una biopsia y mandarla al laboratorio para ver si se trata de algo mas serio como un tumor maligno o cáncer.

A partir de ahí, podrán hacer un diagnóstico concreto, el cual puede estar relacionado con alguna enfermedad autoinmune, cáncer, papiloma, alguna hernia, entre otras cosas. Después de conocer el diagnóstico se le dará tratamiento. Los tratamientos pueden incluir procedimientos como la aplicación de compresas tibias para disminuir la inflamación, la extirpación quirúrgica de la bolita, métodos con medicina alternativa, entre otros tratamientos existentes ESPECÍFICOS,

Es importante mencionar que no existe un lugar específico para la aparición de “bolitas”. Éstas pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo. Tampoco importa el tamaño de las mismas, ni la textura (si es dura, o es blanda), ni si le duele a tu Super Cachorro cuando lo tocas o le es indiferente, incluso pueden parecer verrugas. Ante cualquier anormalidad hay que acudir con el veterinario.

Algunas veces, la aparición de bolitas o protuberancias puede estar acompañadas de otros síntomas como fiebre, baja energía, falta de apetito, indiferencia, letargo, etc. y otras veces la aparición de bolitas es completamente asintomática.

Te recomendamos que revises periódicamente el cuerpo de tu Super Cachorro para que lo conozcas y puedas detectar a tiempo cualquier anormalidad. Repasa con frecuencia cada parte de su cuerpo, sobre todo la cabeza, el cuello, el tórax, la espalda, el dorso, las patas, los glúteos, el abdomen, la cola y los genitales. Las bolitas también pueden aparecer dentro del hocico y alrededor de los ojos.

Lo ideal es que revises a tu Super Cachorro al menos una vez por semana y en cuanto detectes que algo anda mal, no dudes en consultar al médico veterinario, pues algunas cosas como el cáncer o enfermedades autoinmunes pueden tratarse mucho mejor si se detectan a tiempo. La membresía súper cachorros también puede serte muy útil en ésta situación.

Recuerda que tu Super Cachorro no puede decirte si se siente mal o no, así que dependerá de ti, mantener su salud al 100% para que puedas ser un súper dueño. Recuerda que es mucho mejor la medicina preventiva, que tratar una enfermedad avanzada! ¡Se un súper dueño!

Powered by Facebook Comments

Te recomendamos: